+593 2 3980 893

Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
28 05, 2018

Vamos a jugar con nuestros hijos

2018-05-28T09:36:35-05:0028 mayo, 18|

Vamos a jugar con nuestros hijos

 

“Los niños y niñas no juegan para aprender, pero aprenden porque juegan” Jean Piaget.

“Los niños necesitan tiempo y espacio para jugar. Jugar no es un lujo… es una necesidad” Kay Redfield Jamison.

“Los juegos son la forma más elevada de la investigación” Albert Einstein.

 

Y por último una frase es muy típica y que la escuchamos todo el tiempo “los tiempos de antes eran diferentes”, pero somos nosotros los que hacemos que esta frase permanezca vigente porque somos que permiten que ocurra esta metamorfosis en las costumbres y tradiciones con las que crecimos. Además, el jugar con tus hijos trae muchísimas ventajas:

 

  • Unidad: Se crean lazos que permiten un ambiente de confianza donde tus hijos pueden contar sus logros y también sus limitaciones.

 

  • Formación: Cuando ganamos la celebración, cuando perdemos el sentirnos frustrados. El no hacer trampa, a pesar del resultado.

 

  • Compartir: Debemos ser intencionales en esto porque los niños no comparten por naturaleza.

 

  • Trabajo en equipo y trabajo bajo presión: Es muy gratificante lograr una meta de meta de manera personal, pero cuando lo hacemos en equipo, sentimos el doble de emoción. Es interesante ver a nuestros hijos cómo trabajan en esta área.

 

  • Imaginación: Es tan divertido escuchar sus adivinanzas creadas a partir de lo que escuchan, les estamos llevando dar un paso más porque pueden inventar cosas nuevas y esto es excelente en el desarrollo de los niños.

 

  • Deporte: Este es un punto a favor tanto para los padres como para los hijos para quemar un poco de calorías, hacer una pausa activa tan necesaria y estar con un mejor estado físico.

 

Disfrutemos de nuestros hijos, su infancia y su crecimiento de una manera en la que ellos puedan ver que tuvimos una niñez muy parecida, quizá sin tantas cosas que hay ahora, pero felices y completos porque fuimos unos niños que jugamos hasta el cansancio. Te aseguro que será una ganancia para toda la familia.

 

Manuela Dávila

Radio HCJB

[email protected]

4 06, 2017

Unidad: Más que llevarse bien.

2019-09-09T00:13:42-05:004 junio, 17|

“Sería maravilloso que todos pudiéramos llevarnos bien!» Cuando escuchamos ese comentario, sabemos que hay retos importantes que deben ser superados. Esto generalmente identifica una dolencia común en muchas de nuestras familias e iglesias: la desunión.

Todos anhelamos un ambiente seguro y estable. Lamentablemente, esto parece ser la excepción más que la norma. Nos preguntamos: «¿Qué es la unidad?» y «¿Cómo la fomentamos en nuestros hogares e iglesias?

Es difícil definir lo que es la unidad porque desde la perspectiva cristiana, la unidad es radicalmente diferente a la forma en la que el mundo la concibe.  Nuestra cultura está satisfecha con solo «llevarse bien». Pero Dios nos llama a un nivel más alto, y afortunadamente nos ofrece un gran recurso – el Espíritu Santo. En pocas palabras, la unidad es compartir; compartir nuestro compromiso con la verdad, nuestra lealtad a Dios, nuestra confianza y nuestra interdependencia mutua. Se centra en nuestra identidad compartida, nuestro propósito compartido y nuestro servicio compartido, todo lo cual viene de Dios.
Nosotros no generamos unidad; ésta es obra del Espíritu Santo, pero sí estamos llamados a cuidarla y promoverla. La unidad se modela a medida que nos valoramos a pesar de nuestras diferencias o diversidad; especialmente en momentos en que cualquiera de nosotros puede desviarse de la verdad de Dios. Valoramos a las personas enseñándolas amorosamente, restaurándolas y abrazándolas. La unidad cristiana produce sanidad.
Pensemos en la unidad como en la redirección del amor de Dios. Así como Dios nos ha cuidado, nosotros nos cuidamos unos a otros.  Así como Dios nos ha perdonado, nos perdonamos entre nosotros.  Así como Dios nos ha abrazado, nosotros nos abrazamos.

Ámense unos a otros con un afecto genuino

[a] y deléitense al honrarse mutuamente. (Romanos 12:10).

Realiza tu donación mediante Transferencia Bancaria

Mi promesa de Donación: Eres parte de HCJB

Donaciones mediante depósito o transferencia:

Realiza tus donaciones directamente o en línea en cualquier agencia del Banco del Pichincha. Cuenta de ahorros Banco Pichincha # 22 02 49 71 71
Para transferencias bancarias: Por favor indique el número de RUC 1792518601001 Misión HCJB La Voz de los Andes Ecuador.
Notifique su depósito al correo: [email protected]
¡Atención! Por favor copie bien este número de cuenta y asegúrese de escribirlo correctamente al momento de su depósito.
Haz tu donación en línea con tu tarjeta de crédito o débito nacional o internacional con total seguridad a través de nuestro portal de donaciones Haz clic aquí

Donaciones mediante depósito o transferencia:

Realiza tus donaciones directamente o en línea en cualquier agencia del Produbanco o Servipagos. Cuenta de ahorros Produbanco # 12 00 58 38 84 9
Para transferencias bancarias: Por favor indique el número de RUC 1792518601001 Misión HCJB La Voz de los Andes Ecuador.
Notifique su depósito al correo: [email protected]
¡Atención! Por favor copie bien este número de cuenta y asegúrese de escribirlo correctamente al momento de su depósito.
  • Débito bancario: Realiza tu donación por medio de tu cuenta bancaria del Pichincha o Produbanco llenando los datos solicitados en el formulario. Envía el documento firmado al correo electrónico [email protected] o entrégalo en nuestras oficinas.

Descargar Formulario: Click Aquí