+593 2 3980 893

Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
12 11, 2017

El Evangelio se Vive

2019-09-09T00:13:07-05:0012 noviembre, 17|

Me sorprendió mucho cuando una señora entró en la oficina de nuestra iglesia y me preguntó si sabía quién era el dueño del auto café. Mi auto es de ese color. Ella dijo: «Lo siento mucho, golpeé tu coche mientras estacionaba el mío». Mi corazón se hundió y pensé: ¿cuán grande fue el daño?

Fuimos al estacionamiento y miramos los autos. No había forma de negarlo: la evidencia de pintura remellada y plástico roto, combinado con la posición del automóvil, indicaba claramente que la señora había golpeado mi auto. La evidencia era más que suficiente.

Jesús les dijo a sus discípulos que ellos serían sus testigos. A menudo pensamos en esto como algo que hacemos: dar testimonio es decir a otros acerca de Jesús. Pero el énfasis de Lucas no está en una actividad, sino en el cambio observable en nuestro ser. A medida que las vidas de los discípulos fueron cambiadas por la verdad del evangelio, se convirtieron en la evidencia de estas buenas nuevas.

El evangelio es más que un conjunto de hechos religiosos. Evangelismo es más que educar a las personas acerca de Jesús. El evangelio no está incorporado en un mantra o catecismo. Es parte de los cambios que Dios opera en nuestras vidas. Está validado, no por argumentos, sino por la evidencia del cambio que pueden ver quienes nos conocen mejor. No digamos que creemos en el evangelio. Vivamos el evangelio; la evidencia será más que suficiente.

21 03, 2017

¡Cómo transforman a la gente!

2019-09-09T00:13:56-05:0021 marzo, 17|

El pastor Samuel Vila  tuvo que enfrentar muchas dificultades en la época del totalitarismo del general Francisco Franco, en su afán de abrir varias iglesias y predicar el evangelio en España. Pero Dios le tenía preparada una gran sorpresa. Hoy en HCJB Momentos desenredamos la madeja de esta historia.

 

Fuente: Anécdotas e Ilustraciones, Samuel Vila

MDC/ag

24 05, 2016

Anhelos del corazón

2019-07-07T04:56:34-05:0024 mayo, 16|

Ayer conversaba con mi hermano acerca de que necesitamos este año comprar el terreno para construir cada uno una casa propia, y las limitaciones que teníamos, que debíamos hacer, y nos apasionamos mucho con el tema y es algo que he tenido en mi corazón por años, una casa propia, con patio, un gran patio, donde colocar columpios y tener perros, con mis hermanos como vecinos, y envejecer en esa casa, ver a mis hijos crecer junto con sus primos, pero ¿eso es lo más importante?, eso es lo que ocupa la mayor parte de mi oración, y es un buen sueño, pero ¿eso es lo más importante?

Hermanos,  ciertamente el anhelo de mi corazón,  y mi oración a Dios es por la salvación de Israel. (Rom 10:1)

¿Cuál es el anhelo de mi corazón?

A veces uno se alinea con el sueño de Dios, con lo que apasiona a Dios, con Su Necesidad, lo que angustia el Corazón de Dios, y a veces uno camina por los sueños que el mundo pone ante nosotros, a veces, también, uno camina sin sueños, por inercia, porque recuerda los sueños que tuvo, pero ya no los tiene más, solo sigue caminando…

He leído muchos testimonios y he escuchado de gente apasionada por la salvación un pueblo específico, de una ciudad específica, al punto que clamaron, que lo entregaron todo, que dedicaron sus años, que cada día lloraron y gimieron delante de Dios hasta que Dios les concedió lo que pidieron y se supone que todo cristiano debería sentir lo mismo, pero la verdad es que vivimos más preocupados de nuestras metas y necesidades que de la salvación de otros.

Deléitate así mismo en Jehová y él te concederá las peticiones de tu corazón. (Sal 37:4)

Esta es una promesa real, pero ¿Cuáles son las peticiones de mi corazón?, no solo porque se supone que es lo que debo anhelar, no solo porque es lo que todo cristiano debe hacer, sino porque en mi corazón hay ese anhelo, la salvación del alma de los que me rodean.

La única manera de anhelar la salvación de otros es si Dios pone ese anhelo en nuestro corazón, y para que eso suceda debemos pedirlo, y no sucederá de manera automática, es un proceso que puede tomar poco o mucho tiempo, Dios tratará con cada uno de nosotros mostrándonos y convenciéndonos de:

  1. La situación actual de cada alma
  2. El destino doloroso, eterno y terrible al que ellos se dirigen
  3. Que nosotros somos la única esperanza de conocer la salvación

¿Cuál es mi oración?

Ese es el reflejo de los anhelos del corazón, allí veo cuales son las cosas que ocupan mi corazón, pero no solo las palabras sino también la pasión, la actitud, no es lo mismo decir las palabras que decirlas con el corazón quebrado y adolorido, y al mirar mi propia oración en lo secreto, veo cuánta falta de amor y pasión hay en mí.

Que si en mi corazón no hay pasión nuestra oración sea: ¡pon en mí esa pasión por salvación!

25 02, 2016

EJEMPLO DE LA SEMILLA

2019-09-02T12:47:16-05:0025 febrero, 16|

Uno de los tantos ejemplos (parábolas) que Jesús da en la Biblia es “El Sembrador”. En este ejemplo leemos que el sembrador lanza la semilla y esta cae en cuatro lugares diferentes y vemos que algunas semillas cayeron en el camino, otras en un terreno con muchas piedras y poca tierra, otras cayeron en espinos y otras sobre buena tierra.

Siempre me han enseñado que todo en la biblia lo debo de tomar de manera personal y hay tantas explicación de este ejemplo (parábola). La más común es que este ejemplo trata sobre evangelizar, pues el mensaje de salvación no llegara de la misma forma a todas las almas que están escuchando el evangelio, pero yo no lo considero así.

Cuando leía me preguntaba este ejemplo (parábola) ¿Cómo le sirve a mi vida? E hice una correlación o un co-ejemplo.

Veamos este co-ejemplo. Hay cuatro cristianos, los mismos son invitados a una fiesta, en esa fiesta esta una mesa con mucha comida y estos cristianos pueden elegir cualquier comida.

El campesino representa al que anuncia la buena noticia, en este caso el campesino puede ser el predicador que cocina la palabra para enseñarla el domingo (en un restaurante hacen mucha comida para distintos clientes) el predicador debe pensar en que tiene publico diferente.

Las semillas que cayeron en el camino Marcos 4: 14. Representa al cristiano que van a la iglesia escuchan la palabra, dicen ¡aleluya! pero cuando están fuera de la iglesia viven inmaduramente en otras palabras van al banquete y no comen nada.

Las semillas que cayeron entre muchas piedras y poca tierra Marcos 4: 16. Representan a quienes a los que escuchamos el mensaje (vemos la comida y comemos un poco) nos emocionamos con el amen, los gloria a Dios y los aleluya pero esa emoción dura muy poco cuando tenemos problema y recibimos maltrato (llevamos comida para el camino pero en el momento de tener dificultades la soltamos para sobrevivir).

Hay otros que son como las semillas que cayeron entre los espinos Marcos 4: 18. Representa a los que no comen ni dejan comer y están preocupados por el mañana por el disfrute de la vida y sus placeres, no dejan que el mensaje cambie su vida.

Y las ultizas, las semillas que cayeron en buena tierra Marcos 4: 20. Representan a los que escuchan el mensaje y lo aceptan (a los que comen, permiten y ayudan a que otros coman y se llevan algo para el camino porque saben que van a tener dificultades y necesitaran alimentarse nuevamente). Esas personas cambian su vida y hacen lo bueno. Son como las semillas que produjeron espigas con treinta, sesenta y hasta cien semillas (da frutos sus pensamientos, actitudes y palabras cambian).

La pregunta es ¿nuestro corazón está preparado para recibir palabra de Dios? ¿cómo es nuestra actitud cuando leemos la Biblia? ¿estamos dispuestos a comer lo que Dios no quiere dar?

¡Que bueno que llegaste hasta aquí!

No te lo puedes perder:

¡Que bueno que llegaste hasta aquí!

No te lo puedes perder: