28 04, 2021

Sopa francesa de cebolla

2021-04-28T09:04:22-05:0028 abril, 21|

No hay nada más reconfortante en un día frío que un plato caliente de sopa de cebolla francesa.  Especialmente con una gruesa rebanada de pan tostado cargado de queso derretido y muchas cebollas caramelizadas.

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de aceite de oliva y más para untar tostadas
  • 2 cucharadas de mantequilla sin sal
  • 6 cebollas redondas perla grandes, cortadas por la mitad, en rodajas finas, corte juliana
  • 1/2 cucharadita de azúcar granulada
  • 2 dientes de ajo picados
  • 8 tazas de caldo de res o caldo de pollo
  • 1 hoja de laurel
  • ½ cucharadita de tomillo
  • 1 1/2 cucharadita de sal al gusto, dividida
  • 1/2 cucharadita de pimienta negra o al gusto
  • 8 rebanadas de pan baguette
  • 1 1/2 tazas de queso rallado

Direcciones:

  1. Cortar las cebollas por la mitad, cortar los extremos, y luego cortarlas en juliana.
  2. En una olla grande de fondo grueso a fuego medio, agregar 2 cucharadas de aceite de oliva y 2 cucharadas de mantequilla. Agrega las cebollas cortadas en rodajas y saltear sin tapar, revolviendo ocasionalmente durante 10 minutos.
  3. Regar 1/2 cucharadita de azúcar sobre las cebollas, lo que ayudará a que las cebollas se caramelicen más rápido. Saltear sin tapar por otros 20 minutos, revolviendo ocasionalmente hasta que las cebollas estén caramelizadas y doradas. Mezclar con más frecuencia hacia el final para evitar que se quemen las cebollas.
  4. Una vez que las cebollas estén caramelizadas, agrega el ajo picado y saltear un minuto más.
  5. Añade 1 taza de caldo y raspa la olla en el fondo. (para que se mezclen bien las cebollas caramelizadas con el líquido.
  6. Agrega las otras 8 tazas de caldo de res, 1 hoja de laurel, tomillo y 1 cucharadita de sal. Cubre parcialmente y cocina a fuego lento durante 20 minutos para que los sabores se mezclen. Agregue otra 1/2 cucharadita de sal y 1/2 cucharadita de pimienta negra, o sazona al gusto y luego retira del fuego.
  7. Mientras se termina de cocinar la sopa, precalienta el horno a 400˚F. Corte el pan baguette en rodajas de 2 cm de grosor. Unta ambos lados ligeramente con aceite de oliva, colócalos en una bandeja para hornear y hornea durante 6-8 minutos hasta que estén dorados en los bordes.
  8. Una vez que la sopa esté lista para servir, cubre los panes tostados con la mitad del queso y hornea durante 2-3 minutos más hasta que el queso se derrita y se dore en algunas partes.
  9. Vierte la sopa en tazones calientes y riega el queso restante sobre la sopa caliente. ¡Cubre con las tostadas calientes y estará lista para servirse!
21 11, 2018

El mejor remedio para los callos de los pies: cebolla y vinagre blanco

2018-11-21T17:20:19-05:0021 noviembre, 18|

Seguro que si vamos a la cocina encontramos cebolla y vinagre con facilidad. Es importante que este último ingrediente sea vinagre blanco para que así los resultados sean los esperados. No obstante, vamos a necesitar algunos complementos.

Ingredientes

 

1 cebolla

½ vaso de vinagre blanco (100 ml)

Utensilios

Papel film o transparente

Algodón

Piedra pómez

Calcetines viejos

 

Cortaremos 3 rodajas de la cebolla y las sumergiremos en el recipiente que contiene el vinagre blanco. Las mantendremos en remojo, al menos, durante toda una mañana o tarde.

Pasado ese tiempo, impregnaremos un algodón con la mezcla y lo aplicaremos en la zona donde están los callos.

A continuación, cubriremos los pies con el papel film. Después, nos pondremos los calcetines para evitar que el papel se mueva o que la mezcla manche.

Lo ideal sería aplicar esta mezcla durante la noche para irnos a dormir con ella. Cuanto más tiempo estén los callos en contacto con este remedio, mejores serán los resultados.